miércoles, 21 de mayo de 2008

Solo ante el peligro


Esta película es la historia de una espera. Un hombre sólo, fiel a sus ideas, y que no piensa renunciar a sus principios, aunque para ello tenga que enfrentarse a un
grupo de malhechores que llegará en el tren de las doce reclamando venganza. Hadleyville, un pueblo lleno de cobardes, y de relojes que arrastran los minutos lentamente. Los mismos que nosotros ocupamos en ver la película (tiempo real: 84 minutos). Gary Cooper es el sheriff. El hombre que se niega a huir, a pesar de que todo el mundo se lo recomiende encarecidamente. La tensión de alguien que busca ayuda. La angustia de quien no la encuentra. Nadie quiere ayudarlo a defenderse de Frank Miller y sus hombres. El tren llegará, y el hombre sólo tendrá que recorrer las calles polvorientas, mientras las miradas de los cobardes lo observan cuidadosamente en la sombra.
En definitiva, una de esas pelis que transmiten autentica tensión hasta el final.

3 comentarios:

porri dijo...

Pensaba que hablabas del PP.

jm dijo...

Porri, el cine y la política no son demasiado compatibles :-)

Don't worry, be happy dijo...

¿Cómo que no? Todo es espectáculo y ficción, jeje. ;)

Hace años que vi esta película, tengo que volver a verla un día de estos.

Saludetes!