lunes, 16 de marzo de 2009

La paciencia del luchador


Paciencia por reencontrase con el pasado, por redescubrir una vida que se abre paso ante un hombre que ha estado en la cima del éxito, que ha saboreado plenamente las mieles de la victoria y la ovaciones del público, pero al que el paso de los años comienza a pasar factura. La soledad de las arrugas ante el espejo. Una habitación cutre y muchos recortes de periódicos. Aferrarse a las cosas materiales como posibilidad de salvación provoca un inmenso vacío. Pasos de baile sobre el ring. Secuencias de acción programada. La gloria a la carta. Y lo peor es bajar los peldaños de la escalera. Adentrarse en la decadencia, intetar darle vida a los recuerdos. Y comprender, que lo único que podemos hacer es luchar, vivir cada día.
Una soberbia actuación de Mickey Rourke

3 comentarios:

eme dijo...

Quería verla pero todavía no la he visto

supersalvajuan dijo...

y de marisa tomei no dices nada?

Allek dijo...

maravillosa pelicula.....
un abrazo..